Elegir una caldera de condensación

    Se acerca la temporada de poner la calefacción y aunque todavía no hace mucho frío es buena idea comenzar a prever ciertos aspectos para asegurar el confort en nuestra vivienda y no asustarnos con la factura de la luz o el gas. En el caso de que dispongas de una instalación de calefacción eléctrica puede ser el momento de replantearse el cambio a una instalación de gas instalando una Caldera de Condensación.

    En concreto, nosotros nos decantamos por el uso de gas para calefacción y agua caliente sanitaria ya que es más económico que otros combustibles como el gasóleo, y por supuesto, que la electricidad; genera menos emisiones contaminantes y reporta en términos energéticos unas posibilidades de combinación con otros sistemas de calefacción como radiadores, suelo radiante, etc., que consigue altos niveles de eficiencia energética y confort.

    En tu caso puede que sea necesario renovar la instalación de calefacción por resultar ineficiente desde el punto de vista económico y energético: alto consumo de energía, perdidas de calor, o puede que estés pensando en renovar tu caldera convencional (atmosférica o estanca) por otra más eficiente, decántate por una caldera de condensación, ya que sus características y los niveles de eficiencia que alcanza, hacen de esta la opción más recomendable.

    ¿Cómo funcionan las calderas de condensación?
    Las calderas de condensación, funcionan por el principio de la tecnología de la condensación, estas calderas aprovechan el calor latente del vapor de agua producido por los gases de la combustión. Ese vapor pasa al estado líquido liberando una energía que en el resto de calderas se desaprovecha. La condensación permite obtener un mayor rendimiento y un significativo ahorro de energía y por eso resulta la opción más eficiente.

    ¿Por qué elegir calderas de condensación?
    Adaptadas a las normativas: A partir del 26 de septiembre entran en vigor los reglamentos de ecodiseño (ERP) y etiquetado energético (ELD) Además de los requerimientos legales, existen más razones para decantarse por las calderas de condensación como generador de calefacción y agua caliente en la vivienda.

    Ahorro económico: Aunque la inversión inicial es algo mayor que en calderas convencionales, en unos tres años se amortiza, ya que el menor consumo de energía se traduce en un ahorro en las facturas de gas. La tecnología de condensación hace que el rendimiento sea aun mayor, y por tanto, sea un sistema de calefacción muy eficiente.
    Eficiencia energética: Más eficiencia energética ya que las calderas de condensación trabajan a baja temperatura y eso se traduce en ahorro de combustible. Los sistemas de regulación (regulación electrónica, termostatos modulantes,…) aumentan la eficiencia energética de las calderas de condensación ya que permiten una mayor adaptación de la potencia producida con respecto a la potencia consumida.
    Respeto al medio ambiente: Las calderas de condensación aprovechan mejor los gases que se producen en la combustión por lo que son las calderas que menos gases de CO2, CO y NOX producen.

    A la hora de llevar a cabo algún tipo de reforma de las instalaciones, el aislamiento de la vivienda también es un aspecto importante a tener en cuenta, ya que de este depende la conservación del calor en el caso de la calefacción o del frío si se trata de aire acondicionado.

    Debido a la complejidad cada vez mayor de las instalaciones de calefacción y sus sistemas tenga en cuenta siempre la opinión del profesional especializado que le asesorará en función de sus necesidades particulares y las de su vivienda, ya que las necesidades de calefacción de una vivienda varían de un lugar a otro en función del clima, orientación, tipo de la vivienda, metros cuadrados, instalaciones previas,…en cada caso, el instalador debe ser la figura que encuentre la solución ideal a cada caso.

    Reparación de calderas en Madrid

    Atención: 9:00 – 20:00

    Los logos y marcas expuestos en este sitio web, pertenecen a sus titulares y están protegidos por las leyes de copyright. No se venden recambios por separado. No somos el servicio técnico oficial, somos un servicio técnico de las marcas.